Hoy descubrimos… Zoop

Los animales andan sueltos, y eso, en un zoo como este no se puede permitir. Vamos a tener que ir devolviéndolos poco a poco a sus respectivos sitios. Pero no se pueden devolver de cualquier manera, porque son tan especiales que,, o los devolvemos en un orden concreto, o esto va a ser un auténtico caos. Vamos a ponernos manos a la obra y a hacer nuestro trabajo, que no va a ser poco. Hoy descubrimos… Zoop.

img_2389

Veamos que contiene esta pequeña y preciosa caja que nos trae Games 4 Gamers:

  • Cartas de animales normales.
  • Cartas de animales especiales.
  • Cartas de ayuda (en castellano, catalán, inglés y francés).
  • Manual de instrucciones.

img_2390

El set up del juego es muy sencillo. Se barajan todas las cartas y se reparten 8 a cada jugador. El resto se pondrá en la pila de robo. Para partidas con 7 u 8 jugadores, se repartirán solo 6 cartas.

La finalidad de Zoop es descartarnos de las cartas que tengamos en nuestra mano antes que el resto de jugadores. El primero que se descarte de todo, gana la partida. Pero para ello, deberemos seguir unas pequeñas y sencillas instrucciones para poder hacerlo. Veamos antes que nada, como son las cartas de Zoop:

img_2393     img_2392

En el juego tendremos diferentes tipos de animales, en 3 colores diferentes (rojo, amarillo y verde). Unos de ellos son los animales normales, y otros los especiales, pero este segundo grupo lo veremos más adelante. Además, cada carta tiene un número en la parte superior que indica otro de los componentes a hacer coincidir. Cuando un jugador ponga en juego una carta, el siguiente jugador deberá hacer coincidir como mínimo 2 de los 3 elementos coincidentes de la carta. Estos elementos son: animal, color y número.

En el caso de que no pueda tirar porque no tenga, deberá robar una carta del mazo de robo. Si esa carta es válida para poderla jugar, deberá hacerlo. Si no, pasará el turno al siguiente jugador.

Hay una acción especial que se podrá hacer, y es que en cualquier momento del juego, si tenemos una carta totalmente coincidente (es decir, es la misma carta), podremos “colarnos” y hacer Zoop (además, hay que decirlo). En este caso, el turno de juego sigue su orden, así que no por el hecho de hacer Zoop, se salta el turno de los jugadores a los que le tocaba a continuación.

img_2394

Hay unas cartas de animales, los especiales, que tienen una acción que hay que ejecutar en el momento de que un jugador ponga la carta en juego. Siguiendo el orden de la imagen anterior, estas acciones son:

  • Mono: obliga al siguiente jugador a robar una carta.
  • Rana: salta el turno del siguiente jugador.
  • Cangrejo: cambia el sentido del juego.
  • Canguro: salta el turno del siguiente jugador, y obliga al que siguiente a robar una carta del mazo de robo.
  • Camaleón: esta carta vale como cualquier animal de un solo ejemplar, y cualquier color. Pero la ronda seguirá con el color que marque la carta del camaleón.

Siguiendo estas simples instrucciones, el orden de turno se va sucediendo mientras todos los jugadores puedan ir jugando sus cartas. Pero hay unas cartas especiales que modifican un poco la ronda.

img_2395

La primera carta (el comodín) hace que se inicie una ronda especial. Esto quiere decir que el jugador que lance la carta deberá decidir de que animal va a tratar esta ronda especial. Puede elegir entre koala, tucán y conejo. A continuación, todos los jugadores deberán lanzar una carta de ese mismo animal. Si un jugador no puede jugar porque no tiene carta, deberá robar una y pasar el turno. Al final de la ronda especial, el jugador que la inició, deberá también jugar una carta de ese animal. Una vez jugada, acabará esta ronda especial y se inicia una nueva de manera normal con ese animal como referencia. Cabe destacar que en una ronda especial NO SE PUEDE HACER ZOOP.

La carta de la jaula se puede tirar encima de cualquier carta especial de animal (las que poseen una acción). En este caso, el jugador cazado roba una carta del mazo, y el turno sigue de manera normal para el jugador que jugó la jaula.

Así discurre la partida, hasta que un jugador se descarta de la última carta, en cuyo caso, será el ganador. El único requisito es que no podrá ser una carta especial.

img_2391

Opinión del juego:

La opinión que se le puede dar a un juego varia en función de si es idóneo o no para las personas que lo juegan. Es decir, nosotros nos movemos mucho en lo que nos hace sentir un juego: si nos divierte, si nos provoca tensión, si nos hace estrujarnos las neuronas o simplemente si nos hace reir y pasar un buen rato en compañía de nuestro grupo de juego. Esto quiere decir que si quieres jugar a un juego que te haga machacarte el cerebro y sacas a la mesa un Mombasa, pues es una magnífica opción porque te da exactamente lo que estas buscando. No defrauda. Y si lo que buscas es reírte, picarte con tu grupo, y ganarle la partida a ese amigo que odia perder, pero que se divierte aunque le pase, Zoop es tu juego.

Zoop es un juego con el que no vas a jugar solo una partida. Vas a querer jugar otra y otra después de ver como estando a una carta de ganar, justo en el turno anterior, te ganan. Simple. Engancha. Divierte. Y si, repito la palabra diversión varias veces en esta reseña, porque ya sea por lo bonito de sus dibujos (cuya magnífica artista es Natàlia Romero) o de la mecánica fluida que nos ha regalado el autor Pere Valero, Zoop da lo que promete.

Nosotros tuvimos la grandísima suerte de jugarlo recién sacado del horno, con el propio autor y con Oriol Crespo, director de Games 4 Gamers. Ambos dos, grandes profesionales pero como se suele decir, mejores personas. Si, es un tópico. Y nos lo pasamos bomba, gracias en parte a la paciencia de Pere, y a su buen y gran sentido del humor.

Así que, no dejéis pasar la oportunidad de comprar este título que desde aquí (y no porque sean amigos) recomendamos. Abandonemos el UNO por un tiempo, y juguemos a nuevos títulos que van saliendo. Genial con niños y con ese grupo de jugadores que se pican jugando.

Nos vemos en la próxima.

 

 

 

3 Comentarios

  1. OTruji

    Yo soy de los que se “pica” con facilidad y odia perder a falta de una carta. Aún así me encara jugar a Zoop!
    Es un juego sencillo con el que las carcajadas están aseguradas.

    Responder
    1. iñaki

      doy fe que te picas! 2 2 2

      Responder
      1. frico (Publicaciones Autor)

        Y mucho además. Es un llorón!!

        Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *