Jornadas Ayudar Jugando 2016

Este fin de semana hemos tenido la oportunidad de participar en unas jornadas lúdicas que poco esperábamos que fuesen a ir y ser como han ido y sido. Hasta el momento solo habíamos participado en las que organiza Homoludicus Sabadell y la verdad es que nos encantó la posibilidad de poder explicarles juegos a la gente que se acercaba conocer el mundo de los juegos de mesa. Lo bueno de las de este fin de semana, es que además, todo era por una grandísima causa: apoyar las acciones que realiza la asociación Ayudar Jugando.

cytcd-wwiaamesa-jpg-large

Antes de nada, dejadme que os explique a los que no conocéis a esta asociación, quienes son y a que se dedican. A través de los juegos de mesa, organizan acciones directas en otras asociaciones con chavales en riesgo de exclusión social, o van a diferentes jornadas lúdicas donde todo lo que recaudan, va destinado a diferentes proyectos. Puedes hacerte socio por 20€ al año y contribuir con todos esos proyectos. No voy a entrar mucho más, porque el actual presidente me ha prometido una entrevista para el blog para que los conozcáis un poco más. De momento, os dejo con la página web por si os queréis interesar: www.ayudarjugando.org.

Pero si hay un evento en el que se ve de forma directa todo el trabajo que llevan a cabo, son las jornadas lúdicas Ayudar Jugando, y este año, hemos tenido la suerte de poder colaborar como voluntarios.

Una de las socias nos preguntó un día que si íbamos a ir, y la verdad es que ya lo teníamos pensado, pero al recibir el correo donde nos pedían que si podíamos asistir para ayudar, no nos los pensamos. Susana y yo asistimos a la reunión previa de voluntarios y ahí nos dieron la tan famosa camiseta naranja y nos dieron cuatro indicaciones de lo que teníamos que hacer. Quiero contar un secreto, con perdón de Marc, el presidente, y es que nos dijeron que lo más importante es que en todo el día, no perdiéramos la sonrisa por ningún motivo, que lo disfrutásemos, que lo pasáramos bien, y que intentaremos que la gente lo pasara bien. Puede parecer una tontería, pero a mi me dio una pista de la calidad humana que se respira. Os dejo con un detalle de como estaba todo preparado el viernes por la tarde.

img_3265

Las jornadas estaban divididas en unos cuantos espacios: ludoteca, tienda, bar, mesas de juego y una actividad para el domingo por la tarde. De ésta, os hablaré más adelante.

Ludoteca:

La asociación dispone de una ludoteca que van ampliando gracias a las donaciones que hacen las diferentes editoriales. Gracias a eso, la gente que asiste al evento, puede disfrutar de tantos y tan variados títulos. La tienen ordenada para todos los gusto y edades, y seguro seguro que hay un juego que te puede interesar. A nosotros nos tocó como voluntarios de ludoteca, y la verdad es que lo disfrutas mucho. Cuando alguien va a pedir un juego, otro voluntario te pregunta que si puedes enseñar al visitante a jugar, te vas a una mesa, y se lo presentas. Y la verdad es que me apasiona. Ver como alguien que posiblemente no ha jugado mucho o nada, acaban disfrutando una barbaridad del título que tienen en las manos. Y te piden otro, y otro. Es maravilloso.

Este año además han presentado una novedad en la ludoteca que es una app que se instalaba en los móviles de los voluntarios para que pudiesen llevar un control de los préstamos y devoluciones de los juegos. Algo genial porque además da unas estadísticas muy importantes y ayuda a llevar un control del stock.

img_3263

Tienda:

Una de las cosas más impresionantes que he visto, quitando la apertura de Essen, es lo que se sucedió el sábado a primera hora. Os pongo en antecedentes. La asociación pone una tienda de juegos en las jornadas. Son cajas de juegos que envían las editoriales que posiblemente tengan algún golpe en la caja y que evidentemente no pueden enviar para distribución. Así pues, puedes encontrar juegos que generalmente encontrarías en una tienda a un precio de 45€, a mitad de precio o menos. Pues sabiendo esto, al abrir las puertas a las 10 de la mañana, la gente (o marabunta) fueron todos directamente a la tienda a coger las primeras joyas y gangas, pero de una manera… como si no hubiese mañana.

img_3224

Bar:

En una esquina podemos encontrar durante los dos días, un servicio de bar donde podíamos encontrar desde bebidas y cafés, hasta bikinis y bocadillos. Además, una cosa que me llamó la atención, fue la cantidad de pasteles que se sirvieron. En muchas ocasiones me tuve que controlar, o podría haber acabado con un exceso de azúcar porque yo para esas cosas, no tengo control, y claro, con la excusa de que el dinero va para una buena causa…

Cabe remarcar que para aquellas personas que se sientan a jugar y se abstraen de todo en partidas largas y tensas, no había excusa. Y es que la gente que se encargaba del bar, se iba paseando por las mesas ofreciendo bebibas, bocadillos, cafés, etc. Genial. Un 10 por ellos.

img_3264

Mesas de juego:

Repartidas en la mayor extensión de la sala, encontrábamos todas las mesas de juego. La gran mayoría era para que la gente que cogía juegos de la ludoteca se pudiese sentar a jugar. Y cabe decir que estuvieron completamente llenas desde las 11 de la mañana, y ya no se vaciaron hasta el domingo a las 5 de la tarde.

También había mesas dedicadas a enseñar rotos y hacer demostraciones de juegos. Gente que había hecho un juego, venía a que la gente lo probase, o juegos de una editorial los ponían para que hacer publicidad de ellos. Genial.

Además, había unas mesas reservadas para torneos. En ellas se explicaba el juego a la gente que no lo conocía, y luego se reservaban para la gente que se había apuntado y que tenía que competir. Por último, en la parte de las gradas es donde estaba la zona reservada para los juegos de carta como Magic, además de un grandísimo Victus que solo algunos pocos afortunados pudieron disfrutar de jugar una partida ahí.

img_3261

Además de las actividades que he descrito, hubo muchos sorteos donde se repartieron juegos muy muy exquisitos. Para participar era muy sencillo. Hubieron 3 sorteos durante el fin de semana en los cuales se participaba comprando unas papeletas a 1€, y la otra forma era participando en Twitter o Facebook y colgando una foto con unos hashtags.

Las jornadas se fueron sucediendo de una manera magnifica, hasta que llegó el momento de la subasta. Todo el mundo hablando de la subasta todo el fin de semana. Yo ya, la verdad, es que estaba expectante, porque decían que la iba a llevar Chema Pamundi y que era todo un showman, y que al final, se recaudaba muchísimo dinero para los niños. Pues bien, llegado el momento (y resumiendo) Chema coge el micrófono, empieza a presentar la subasta, saca una tortilla, la corta, saca pan, lo corta, y anuncia que a partir los lotes que acaben con un precio final de 50€ se llevarán un trozo. Y además, añade que, el lote que más dinero aporte, tendrá de regalo una corbeta de X Wings. No, era solo un consolador en una caja de X Wings. Aquí ya vi que la cosa era, cuanto menos, curiosa.

Y empezó el delirio. Chema te puede gustar más o menos cuando escribe o hace sus videotochos, pero lo que es innegable a ojos de quién asista a la subasta, que sin él, no sería lo mismo. Da vida, da risas, muchas risas, y sobretodo, da mucho dinero a la subasta. Y no precisamente el suyo, si no que mediante trucos y gags, hace que la gente puje más dinero. Todo eso en un ambiente amable, gamberro e irreverente, pero con un sentido del humor exquisito.

img_3259   img_3260

Y para ir cerrando el post y a modo de resumen, tengo que decir que ha sido una maravilla participar como voluntario. Que tanto Susana como yo acabamos destrozados de cansancio, pero con la satisfacción personal de que habíamos ayudado en una pequeñísima medida, a contribuir en algo benéfico y que puede aportar felicidad a gente que seguramente la necesita. Hemos descubierto un grupo de muy buena gente. Gente amable, generosa, que a través de su hobbie, ha construido un proyecto de ayuda precioso, donde, además de compartir juegos de mesa, comparten ilusión a quién más lo necesita.

img_3222

img_3234

img_3238

img_3257

Siempre acabo los posts y las reseñas con la misma frase. Siempre. Pero esta vez tiene un doble sentido. Por un lado, es que como siempre, nos seguiremos leyendo en la siguiente reseña o post. Y por otro lado, es que, si nos dejan y nos necesitan, nosotros queremos seguir asistiendo para ayudar. Así que…

Nos vemos en la próxima.

6 Comentarios

  1. acv

    🙂

    Responder
  2. Otruji

    Gran gente y mayor labor la que realiza la gente de Ayudar jugando. Orgulloso fe formar parte de esta gran familia que espero y deseo que cada día crezca un poco más. Todo es poco para la sonrisa de un niño.

    Responder
  3. Susana

    Mi primera experiencia en Ayudar jugando y sin duda, con ganas de repetir!!! Un dia Genial para una causa más que genial!!!

    Responder
    1. frico (Publicaciones Autor)

      Y la primera en la que estamos mano a mano. Se te da bien esto de recomendar juegos… la mejor!

      Responder
  4. maltzur

    Que chulo tener dos buenos fichajes de ludoteca. Bienvenidos; )

    Responder
    1. frico (Publicaciones Autor)

      Muchas gracias!!

      Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *