Hoy descubrimos… Titan Race

La gran carrera de los titanes ha llegado. Todo el universo tiembla de emoción por saber quién será el ganador de este gran evento. Pero no va a ser fácil, porque las trampas y las triquiñuelas se van a dar sin descanso intentando hacer caer a los demás. Abrochémonos los cinturones y afilemos las garras porque hoy descubrimos… Titan Race.

Veamos que trae esta pequeña caja que en nuestro país edita SD Games:

  • 3 tableros de 2 caras de circuitos (6 diferentes en total)
  • 6 dados de acción
  • 13 cartas de bonus
  • 15 fichas de trampa
  • 6 fichas de vida
  • 6 fichas de contadores de vuelta
  • 6 miniaturas de titán
  • 6 cartas de habilidad

Para la preparación del juego daremos a cada uno de los jugadores una ficha de titán, su miniatura y su carta de habilidad. Pondremos el tablero elegido en medio de la mesa. Daremos a cada jugador una ficha de contador de vueltas y otra de vida para que coloquen en sus respectivos tableros. Barajamos las cartas de bonus y las ponemos a un lado, y de ese mazo daremos una carta al azar a cada jugador. Ponemos las fichas de trampa al otro lado del tablero. Y ya podemos empezar la partida.

En Titan Race deberemos conducir nuestro titán a través del circuito escogido a lo largo de 3 vueltas. El primero que llegue gana la carrera. Esto nos lleva a explicar como funciona el tablero.

Un tablero se mide por columnas y por filas, siendo las columnas de la A a la F y las filas de la 1 a la 12. De cada una de las casillas, salen 6 conexiones a otras 6 casillas. De la columna F a la derecha, volveríamos a la columna A y viceversa, aumentando o disminuyendo el número de fila respectivamente.

En el turno de un jugador esté tendrá la posibilidad de hacer las siguientes acciones:

  • Tirar los dados: (acción obligatoria) el jugador tira los dados que le hayan pasado (o todos si es el primer jugador o el ultimo de la ronda) y escoge uno, hace la acción y se guarda el dado.
  • Usar carta de Habilidad (opcional): usa la carta de habilidad de su titán y una vez usada la gira para que quede claro que durante ese turno ya la ha usado. Cuando vuelva a ser su turno la pone derecha.
  • Usar carta de bonus (opcional): un jugador puede tener en su mano hasta 2 cartas de bonus. Puede usar cualquiera de ellas en cualquier momento.

Estas acciones las puede realizar en cualquier orden.

Las acciones de los dados son las siguientes:

  • Amarillo: mover el titán 2 casillas hacia adelante.
  • Verde: mover el titán dos casillas en diagonal en la misma dirección y antes o después del movimiento inflige un punto de daño a un titán que haya en una de las 3 casillas delante del titán que se acaba de mover.
  • Marrón: mover el titán 3 casillas en diagonal en la misma dirección.
  • Rojo: mover el titán 1 casilla hacia adelante y antes o después del movimiento, colocar una ficha de trampa en una de las 3 casillas de detrás del titán.
  • Azul: mover el titán 1 casilla hacia adelante y una en diagonal (en el orden que se quiera pero siempre la diagonal ha de ser hacia adelante).
  • Lila: hacer una de las acciones anteriores que se quiera pero con el coste de perder un punto de vida.

En el caso de que un titán se quede sin puntos de vida, deberás pasar un punto de recuperación. Cuando te quedas noqueado has de darle la vuelta a tu ficha de vida para mostrar la parte de la calavera y tumbar la miniatura en el tablero. Una vez pasa el turno, en el siguiente, se podrá volver a jugar.

El primer en completar 3 vueltas al circuito (se considera vuelta el pasar de la parte superior a la inferior), habrá ganado la partida y será el más rápido del universo.

Opinión del juego:

Titan Race es una carrera totalmente alocada en la que nos iremos dando golpes, empujones, nos quitaremos puntos de vida y nos pondremos trampas para poder llegar los primeros. La comparación correcta con un videojuego sería con el Mario Kart.

Esto va a procurar momentos de risas y de piques, por lo que no es recomendable jugarlo con gente que sea muy propensa a enfadarse porque puede estropear la experiencia.

Una de las cosas buenas que le hemos encontrado a Titan Race es que cada uno de los circuitos tiene una característica diferente, con lo que hará que sea una partida distinta, y eso a efectos de jugabilidad pues le da un poco de vida. De igual manera, el manual propone un Grand Slam en el que podemos juntar 3 circuitos y hacer una supercarrera.

El juego, si bien es verdad que trae reglas para 2, creemos que no es bueno a ese número, porque te obliga a estar al corriente de 2 titanes y sus respectivas habilidades y cartas de bonus, con lo que se hace un poco más pesado de llevar. Creemos que como mejor brilla el juego es de 4 a 6 jugadores, siendo 6 un número en el que el juego va a ir totalmente loco y perderás un poco el control por la gran interacción entre titanes. De todas formas, a más jugadores, más risas. Recomendado para grupos de gente que se conozca o para los que no se conozcan de nada y puedan romper el hielo.

Nos vemos en la próxima.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *